Durante dos días -23 y 24 de mayo-, Zaragoza se ha convertido en la sede de la Inteligencia Artificial gracias al primer Congreso especializado en esta materia que se celebra en nuestra comunidad autónoma: el IAragon Summit 2019.

El objetivo de estas jornadas era reunir a las mentes más brillantes y profesionales de impacto del sector con el fin de propiciar oportunidades para generar negocio promoviendo el uso y la aplicación de esta tecnología en el mundo empresarial. Y es que, como apuntaron en las diferentes ponencias, “la IA ya no es el futuro, es el presente”. Un propósito que, según los organizadores, Impact Hub Zaragoza y la empresa PredictLand, cumplieron superando las expectativas. En más de una ocasión, mostraron su emoción por la gratificante respuesta y el buen feedback recibido sobre este evento.

Ponentes de lujo

El congreso, que ha contado con el patrocinio de Everis, Fenomatch o GMV, reunió a más de 15 profesionales del ámbito, y contó con diversas colaboraciones entre las que podemos mencionar la de la Universidad de Zaragoza, ITAINNOVA, Bitbrain, Taiger, MujeresTech o Coca-Cola. También patrocinó Grupo Billingham, que regaló unas agendas ecológicas para no perder información.

La participación de entidades tan prestigiosas en el campo de la IA fue reveladora en cuanto al aporte de información valiosa, potencial y útil para el auditorio allí presente. Así, pudimos conocer el cambio que esta tecnología ha experimentado a lo largo de los años; como los procesos empresariales tradicionalmente basados en personas y activos tangibles, comenzaron a codificarse para automatizarlos lo que ha permitido que en la actualidad una interfaz sea capaz de crearlos ella sola gracias a unos imputs previamente marcados.

Un foro de aprendizaje

“Si comparamos la IA con el proceso de la evolución humana, está en la etapa equivalente a un lagarto”, considera Antonio García Morte, director técnico del Centro de Inteligencia Artificial de Everis, por lo que “aún queda mucho para que ésta nos domine”, declaró bromeado. Cristina Aranda, Machine Learning evangelist, corroboraba esta idea desvelando cómo se ha dotado de rasgos cognitivos a las máquinas de forma racional o emocional, una muestra de que estamos viviendo la era de la revolución de este sector.

“Si comparamos la IA con el proceso de la evolución humana, está en la etapa equivalente a un lagarto”.

El desarrollo de la IA puede tener aplicaciones revolucionarias en diferentes ámbitos, por ejemplo, la neurorehabilitación, así lo indicó Luis Montesano de Bitbrain. Pero también se habló de la otra cara de esta moneda. Juan Manuel Pérez, Product Manager de Idiogram, destacó que “la inteligencia artificial no es una varita mágica a la que le cuesta mucho ponerse en marcha”. De la misma forma, José Carlos Baquero, director de Inteligencia Artificial y Big Data de Secure e-Solutions, revelaba el sesgo presente en alguno de los algoritmos que dan vida y autonomía a esta tecnología. Por ello, se pudo concluir que, aunque es un elemento imprescindible para el desarrollo, aún queda trabajo por hacer.

¿Cómo fue?

Las estancias del Hotel Silken Reino de Aragón fue el escenario durante el primer día de este evento. Cinco horas de interesantísimas charlas y debates que se dividieron en dos salas diferentes. ‘IA, saca partido a tu big data’, ‘Inteligencia artificial para comprender la inteligencia natural’, ‘Cómo usar la inteligencia artificial para competir mejor’ y ‘Inteligencia Artificial: Puentes entre el mundo académico y empresarial’, son una muestra de las temáticas de las ponencias impartidas. La jornada se daba por finalizada con un networking entre todos los asistentes.

Al día siguiente, se trasladaron a las instalaciones de Impact Hub Zaragoza donde las actividades se centraron en la aplicación de la inteligencia artificial en la empresa.

Beca empresa en Google Cloud

Con el propósito de crear grupos de trabajo y apoyar la transferencia de esta tecnología en diferentes instituciones para facilitar su innovación, se llevó a cabo dinámicas de asesoría a empresas, un think-tank para aquellas que querían dar un paso más allá y empezar a trabajar o involucrarse en el terreno de la IA.

Además, entre las empresas participantes con entrada Maker o Enterprise se eligió una para que desplegara un proyecto de Inteligencia Artificial de su entidad en la plataforma de la nube de Google. La beca se valora en 25.000€ en forma de crédito para cualquier servicio de Google Cloud.